Bunker

Autor: Toteking

Editorial: Blackie Books

Fecha de publicación: 03/2020

Nº de páginas: 232

ISBN:  9788417552817

Toteking, leyenda viva del rap español, pero sobre todo lector incansable, escribe: «Viajar a tus recuerdos es buscar pelea». Y lo hace. Sin miedo. La figura de un padre que lo inicia en la lectura, los primeros mates en la cancha pública y la vocación insobornable de la rima perfecta, la honestidad a tumba abierta, la necesidad de rodearte de tres (cuatro, a lo sumo) personas que te quieren, la esclavitud de tener que vivir para contarlo en canciones y en cuentos. La obligación de encerrarte en un búnker para gritar todo lo que odias de la vida. También lo que te hace seguir vivo.

Siempre me cuesta hacer una reseña de un libro que me ha gustado mucho. En este caso, además de que el libro me ha gustado muchísimo, el autor es uno de mis cantantes de rap favoritos. La presión por hacer una buena reseña es doble.

Cuando me enteré de que Toteking iba a publicar un libro dudaba de si sería un libro de calidad. Ya sabía que Tote era un gran aficionado a la lectura, que sus letras me encantaban y que lo poco que dejaba mostrar de él y no del personaje en las entrevistas me gustaba, pero algo en mi me hacía tener reticencia a creer que podía haber escrito un buen libro. La palabra clara de lo que me ocurría, aunque me cueste asumirlo, era “prejuicio”. “¿Un rapero escribiendo un libro verdaderamente bueno? No sé yo.”

Después me enteré de que el libro lo publicaba con Blackie Books y empecé a darle credibilidad. Cualquiera que conozca esta editorial sabe que seleccionan sus libros con mimo y aunque te pueden gustar más o menos, su catálogo suele tener un punto diferente que se agradece.

Toteking no ha escrito unas memorias al uso. Es un libro con tintes biográficos que no va solo de baloncesto, no va solo de música, no va solo de libros y no va solo de familia, aunque la familia y el amor por la suya propia sea el eje principal de todo el libro.

Manuel González se desnuda en todas y cada una de las páginas que tiene el libro. Nos introduce en las calles de Sevilla, en su vida universitaria, en sus comienzos con el rap, en su TOC y como convive con él, nos habla de su pareja, de sus escasos amigos de verdad y por supuesto de su familia.

Tote nos mete en el salón de su casa paterna, haciéndonos participes de los momentos vividos en el seno de una familia feliz. Nos habla casi pasando de puntillas de sus hermanos para centrarse sobre todo en sus progenitores, su madre, que le inculcó su pasión por la música, y sobre todo de su padre, que lo hizo con la lectura.

Porque el libro es clarísimamente un homenaje a su padre, es un libro desahogo, es un libro para desalojar miedos y mierda (si me permitís ser tan clara). Frases como con la que termina el capítulo introductorio del libro “Odio que el imbécil de tu padre siga vivo y el mío no” deja claro cuanto dolor dejó en Tote la muerte de su padre.

Desde que coges el libro en tus manos y la frase de la contraportada te explota en el cerebro sabes que lo que contiene te va a gustar. Respiras, lo abres y comienzas la lectura del prólogo de Vila-Matas que es tan grande que ya te vaticina que lo que ha escrito Tote es imposible que sea malo.

No sé por qué dudé de si Bunker sería un buen libro. Si ToteKing sabe construir canciones increíbles bajo una instrumental, ¿por qué no iba a saber jugar con las palabras igual de bien en un Word?

Puntuación
Compártelo:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *